TESORO DEL NEOLÍTICO

El Dolmen de Axeitos es uno de los monumentos funerarios megalíticos más conocidos de Galicia.

Se sitúa en la parroquia de Oleiros, en el concello de Ribeira, cerca del entorno de las famosas dunas de Corrubedo.

Destaca por su equilibrio de formas. Conocido como el «Partenón galego», se estructura en una planta poligonal con corredor formada por siete ortóstatos y con orientación hacia el este, tradicional en este tipo de megalitos.

 

080_1170

Esta tumba colectiva se encuentra en medio de un pequeño bosque de robles, en mitad de una zona verde cercada con grandes losas de granito.
La intervención en el recinto, donde se ubica un parque infantil, denota a las claras la consideración especial que tiene este monumento y la necesidad de su preservación. El pequeño letrero de la entrada anuncia que estamos ante un monumento funerario conocido como “A Pedra do Mouro” que lleva aquí casi 6.000 años, y advierte: “No suba a la cubierta”.

Axeitos2

La cubierta a la que se refiere el cartel es la robusta piedra granítica que tapa la cámara de grandes dimensiones, colocadas en posición vertical, y que se encuentra a unos dos metros del suelo. Ahí, en el interior del dolmen, las personas más notables del lugar se enterraban junto a algunas ofrendas (hachas, cuchillos, puntas de flecha, vasijas de barro…).

Por un corredor de 1,5 metros de largo,se accedía a la cámara funeraria, que estaba cubierta en su totalidad por un montículo de tierra rematado por una coraza de piedras que debió de superar los 2 metros.

En la parte interna de la cámara, podéis encontrar fácilmente dos motivos grabados —uno en forma de cruz, que podría representar una figura humana, y otro consiste en un surco vertical del que salen hacia un lado otros dos surcos—.Estos son antiguos y aparecen en otros dólmenes en Galicia y el resto de la península.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *